ULTRAFILTRACIÓN

 

 

Gracias a décadas de experiencia y colaboración con muchos de nuestros clientes, proponemos plantas de ultrafiltración para el tratamiento de las aguas para uso industrial y específicamente para la industria láctea.

 

 

En particular, nuestros sistemas pueden tratar:

 

Suero (fraccionamiento y concentración de proteínas). Después de oportunos pre-tratamientos, el suero se puede separar en dos fracciones: una rica en proteínas y otra prácticamente sin proteínas. La primera fracción se denomina WPC-XX en función del contenido de proteína en el residual seco (WPC = Whey Protein Concentrate), donde XX es el porcentaje de proteínas contenidas (por ejemplo WPC35, WPC60 y WPC80). La segunda fracción contiene Sales y Lactosa y puede ser concentrada ulteriormente por osmosis inversa o nanofiltración para el siguiente utilización de la lactosa.

 

Leche (estandarización proteica). Al igual que con el suero, la estandarización proteica de la leche y de la relación proteínas/grasa, se realiza a través de la ultrafiltración.El subproducto obtenido es un permeado que se compone de agua, sales y lactosa. Este permeado puede someterse al mismo tratamiento de concentración a través de la osmosis Inversa descrita en el párrafo precedente. La relación de concentración a aplicar a la leche, será en función de los requisitos de producción de la quesería y de los tipos de quesos, yogur y productos frescos por enriquecer. La estandarización proteica de la leche permite de producir quesos con contenido proteico constante, sin continuas variaciones en el contenido que llevarían a variaciones en el producto final.

 

Leche (concentración). Así como para la estandarización proteica de la leche, la concentración de la leche a la llegada a la planta, se realiza a través de la ultrafiltración.El subproducto obtenido es un permeado que se compone de agua, sales y lactosa. Este permeado puede someterse al mismo tratamiento de concentración a través de la osmosis Inversa descrita en el párrafo anterior relativo al suero. En este caso se preparan los varios Milk Protein Concentrates (MPC 50/60/70/80/85 y MPI90) y una serie de quesos (twarog, mascarpone, labneh, quark, queso crema y similares).

 

Salmuera (purificación en continuo). La salmuera en la que están inmersos los quesos, se regenera continuamente a través del proceso de Microfiltración/Ultrafiltración. La salmuera es enviada a la línea de UF/MF y el 96-98% de ella (filtrada) es reintroducida purificada en la tina de inmersión. El Retenido (formado por sustancias que, si no se eliminan en tiempo, llevan a la degradación progresiva de la salmuera) es descargado. En comparación con el proceso de tratamiento tradicional con tierra de diatomeas, el proceso por Ultrafiltración no requiere la eliminación costosa de tierra de diatomeas y, sobre todo, garantiza una constante de carga superficial (hacia valores bajos) sin picos cíclicos de contaminación. La elección de la Ultrafiltración en lugar de la Microfiltración, depende de las necesidades de producción de la quesería. La relación de recuperación llega hasta el 98%.Agua de pozo (purificación). Con la Ultrafiltración se puede purificar el agua de pozo utilizada para el lavado y los enjuagues de los equipos. El proceso tiene la capacidad de reducir drásticamente los contaminantes microbiológicos tales como bacterias (incluyendo las de los géneros Pseudomonas o Escherichia), virus, levaduras, hongos, mohos y algas. El proceso de purificación del agua también se puede realizar con instalaciones de Microfiltración: la elección de las técnicas a utilizar, depende mucho del tipo de agua disponible y de las necesidades de la industria láctea.

 

Agua de mozzarella (purificación en continuo). El agua de inmersión de las mozzarellas se contamina con el tiempo y requiere una recarga frecuente, en grandes cantidades. Si no se realiza esta recarga, se encuentra el riesgo de crecimiento de microorganismos (ej.: familia Pseudomonas). Estos microorganismos, que se encuentran a menudo en el agua de pozo, pueden dar lugar a fenómenos indeseables de coloración azul o rosa en la superficie de las mozzarellas. Los procesos de Ultrafiltración/Microfiltración permiten de eliminar en continuo dichos microorganismos y de ahorrar grandes cantidades de agua. En cuanto a la Purificación de las salmueras, el Permeado (filtrado) viene reutilizado y el Retenido es enviado para el drenaje o bien para el tratamiento. La elección de la Microfiltración antes que de la Ultrafiltración, depende de las necesidades de la quesería, del tipo de microorganismos y de sus concentraciones.

 

 

 

This site was designed with the
.com
website builder. Create your website today.
Start Now